sábado, 15 de noviembre de 2014

Cupcakes de Sangría

¡¡Hola!!

¿Cómo estáis? Yo bien, de fin de semana, se que dije que ya hasta el lunes no nos veríamos, pero a petición de el grupo de facebook "Grupo de cocina: el menú de hoy", pues aquí me tenéis con una receta que descubrí y me encantó.

La receta de estos deliciosos cupcakes es una adaptación de una que hay  en el libro de Alma Obregón (muchos conoceréis su blog www.objetivocupcake.com ya que es una de las grandes de este país), pues bien cuando uno no tiene todos los ingredientes toca investigar y hacer la siguiente receta que quedó riquísima!! No me voy a entretener más y paso a daros los ingredientes...

INGREDIENTES (para 12 cupcakes):

Para las magdalenas:
- 3 huevos.
- 220 gr. de azúcar.
- 115 gr. de mantequilla sin sal (punto pomada).
- 220 gr. de harina.
- 1 y 1/2 cucharadita de polvo de hornear o levadura química.
- 150 ml. de vino tinto (uno que os guste el olor y el sabor).
- 1 cucharadita de zumo de limón.
- 1 cucharadita de zumo de naranja.
- Colorante granate o en su defecto, colorantes rojo, negro y azul (yo mezcle estos colores y salió el granate).

Para la crema:
- 115 gr. de mantequilla en pomada.
- 300 gr. de azúcar glass.
- 40 ml de vino tinto.
- 1 cucharadita de zumo de limón.
- 1 cucharadita de zumo de naranja.
- Colorante granate o mezcla de rojo, azul y negro (esto en el caso de que la crema tenga poco color).

ELABORACIÓN:

Para la magdalena:

En primer lugar pondremos a precalentar el horno a 180ºC con calor por abajo para tenerlo listo.

En un cuenco ponemos la mantequilla junto con el azúcar y comenzamos a batir, cuando esté todo integrado, añadimos los huevos de uno en uno batiendo bien para que se incorporen a la mezcla.

Mezclamos la harina junto con la levadura y tamizamos la mitad en la mezcla anterior, batimos e incorporamos el vino y los zumos de naranja y limón, volvemos a batir, ya nos queda incorporar el resto de la harina.

Para hacer el colorante granate añadimos dos partes de rojo, una de azul y media de negro y nos saldrá un granate precioso, que añadiremos a la mezcla anterior y batiremos hasta que esté bien teñida. Repartimos la mezcla en las cápsulas y metemos al horno durante 20-25 minutos. Después sacaremos del horno y dejaremos enfriar (yo os aconsejo haceros con una bandeja para cupcakes para que queden todos iguales y de esta manera enfriarían primero en la bandeja y después en una rejilla).

Para la crema:

Batimos la mantequilla, tamizamos el azúcar glass y lo batimos todo a máxima velocidad hasta que quede una mezcla de color blanquecina y muy untuosa. Añadimos el vino, los zumos de naranja y limón y el colorante, volvemos a batir y está lista para decorar nuestros cupcakes.

En mi caso los decoré con una boquilla de estrella abierta, pero eso ya es a gusto. Os dejo unas fotos del resultado para que os animéis a hacerlos.



Ya si que me despido hasta la próxima semana, espero que disfrutéis del fin de semana como se merece y volvamos el lunes todos con muchas ganas.

Espero que os guste y disfrutéis de estos pequeños momentos. ¡Un besito!